¿Viajas para disfrutar o para aparentar?

¿Viajas para disfrutar o para aparentar?

Además de visitar países exóticos, conocer, probar otro tipo de comida, o simplemente descansar junto al mar o la montaña, una de las máximas obligaciones del viajero es plasmar todos esos momentos en fotos. Cuantos más originales, mejor. Cuantos más “likes” enlas redes sociales, mejor. Y es que, la obsesión por compartirlas con nuestros amigos impone el “postureoturista”, del que nadie nos libramos, sobre el disfrute, el ocio, o la cultura.

 

Las fotos

postureo-viajero_02

Fotos vulgares, un clásico del turista

Las fotos de amaneceres y anocheceres, fotos de espaldas o mirando al horizonte y los imprescindibles selfies no pueden faltar en nuestro carrete digital. Porque…¿Qué es un viaje si no fotografías la pantalla del aeropuerto con tu próximo destino? ¿Qué es de esos momentos de relax si no lo exteriorizamos con nuestros pies en la playa o una cerveza en una terraza con las mejores vistas? Somos tan originales que tratamos de fotografiarnos imitando las posturas de las estatuas con la que nos topamos, o jugando con las perspectivas de los edificios, como la foto nunca vista en la que se empuja la Torre de Pisa, en Italia. Y ¡¿por qué no?! Esa foto que te haces con el lugareño de turno haciendo ver que es tu nuevo amigo, que busca el “like” fácil y aumentar nuestro ego.

 

La vestimenta

Postureo viajero

Tacones, comodidad ante todo

Además de los inevitables “por sis” (por si llueve, por si hace frío…), replanteamos la maleta en función a los modelitos que vamos a lucir en nuestras fotos. Ya no prima la comodidad, aunque sea un look espantoso, sino aparentar ir lo más “fashion” posible: patear una ciudad en tacones, ir a la playa con una camisa de vestir, o cargar con el último modelo de bolso de mano XXL es cool pero poco práctico, incluso ridículo y hortera. Gran culpa de ello la tienen los bloggers de viajes, o los bloggers asiáticos, grandes expertos en la materia del posado turista.

 

Las nuevas tecnologías y las redes sociales

Desgraciadamente, si haces un viaje y no haces check-in en el aeropuerto o en uno de los lugares más emblemáticos del mismo, parece que no has viajado. Facebook, Foursquare e Instagram se convierten en el mejor acompañante al viaje; y nuestro Smartphone o la GoPro, una extremidad más de nuestro cuerpo, con las que podemos hacer fotos hasta debajo del agua. Al final, pasamos más tiempo mirando las pantallas que disfrutando de aquello que tenemos delante de nuestras narices.

 

“Viajar es llevar la maleta vacía para volver con ella cargada de recuerdos y experiencias”

 

Por desgracia, hoy en día, llevamos la maleta cargada de artilugios indispensables, que no nos permiten disfrutar del momento y nuestra compañía, empaparnos de cultura y desconectar.

 

Un Comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *