Por qué no me gustaría añadirte a mi red profesional LinkedIn

Me gustaría añadirte a mi red profesional

LinkedIn es la red social de contactos profesionales por excelencia. Su uso ofrece múltiples ventajas individuales, ya que no sólo ayuda a encontrar la gente adecuada para conseguir tus objetivos, sino también contactos mutuos que ayudan a conectar con otras personas.

Para sacar partido de verdad es necesario construir nuestra propia red de contactos. El poder real de LinkedIn está en el segundo y tercer grado, pero para poder llegar a estos es necesario construir nuestras relaciones de primer grado. Descarga tus contactos de Outlook, Yahoo y otras agendas, busca colegas de trabajo actuales y antiguos, compañeros de clase, del colegio…De esta forma tu red de contactos profesionales de primer grado crecerá rápidamente. A partir de aquí, empieza la complicación ¿Cómo conseguir contactos que no conozco?.

 

Objetivos – Beneficios

Lo primero que hay que tener muy presente es que los contactos se establecen de acuerdo a tus objetivos. Estos se establecen en base a unos beneficios:

  • Encontrar clientes nuevos
  • Encontrar trabajo nuevo
  • Reclutar nuevos empleados o socios para tu empresa
  • Encontrar expertos en determinadas materias
  • Encontrar cualquier otra información útil para la empresa o para hacer mejor tu trabajo

 

Los anti-objetivos de LinkedIn

Aunque parezca de Perogrullo, en LinkedIn hay 3 anti-objetivos que tienes que evitar a toda costa:

  • Coleccionar contactos. En LinkedIn prima la calidad por encima de la cantidad. De nada sirve tener más contactos para aparentar ser mejor profesional o mejorar tu visibilidad, si no explotas el potencial que tiene tu red.
  • Preguntar a saco por un puesto de trabajo a cualquier trabajador de una empresa, sin importar quién, y sin una presentación tuya previa.
  • Ligar. Si tu objetivo es encontrar un perfil con posibles para tirarle los trastos, estas en el sitio equivocado. Parece obvio pero, de verdad, es muy importante remarcarlo. Hay gente que confunde Badoo con LinkedIn.

 

No, no me gustaría añadirte a mi red profesional

Estamos a golpe de clic para agregar a tantas personas como queramos y expandir nuestra red. Tan sólo pulsar en enlace “Conectar” o “Añadir contacto” y estamos más cerca de la otra persona. Ese golpe de clic nos hace cada vez más vagos e infravaloramos la nota personal que podemos añadir para agregar a nuestros contactos. Para Conocer hay que Agradar, y para agradar hay que Confiar, por eso es fundamental añadir un mensaje personal a nuestra invitación para conectar. Es algo tan sencillo como quitar ese horrible mensaje predeterminado de “Me gustaría añadirte a mi red profesional”, y evitar enviar mensajes tipo: “He visto que trabajas en X y me gustaría saber si tenéis un trabajillo por ahí”.  En ambos casos, mi respuesta tajante es NO. No te conozco, no sé quién eres ni por qué quieres agregarme. ¡Ignorar!.

Añadir amigo en Linkedin

En su lugar podemos incluir una pequeña presentación propia o incluir mensajes personalizados como: “He leído tu publicación en el Grupo X. Su contenido me ha parecido muy interesante”,  “Me gustaría añadirte a mi red de contactos profesionales porque he visto tu perfil y tiene mucho potencial” ó “Soy seguidor/a de tu blog. Su contenido me resulta muy interesante para mi aprendizaje profesional”.

Si sigues los principios fundamentales de Conocer, Agradar, Confiar, Compartir y Agradecer, y pones en práctica una buena estrategia, los resultados para conseguir una red de contactos de segundo grado de calidad, en base a tus objetivos, está garantizada.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *